Me dejó el culo dilatado y me encantó


Culo abierto, gaped

Soy afortunada, tengo suerte de vivir en una mansión con toda clase de lujos, además soy joven y muy activa.

Cuando llegamos de viaje en lo primero que pienso es en ponerme elegante y empezar a dilatr mi ano y prepararlo para mi marido. Es una ventaja no tener que pensar en nada mas, tanto para mí como para él.

Soy de pechos pequeños, pero son suficientemente grandes para disfrutar de ellos. Además soy delgada y todo me suele quedar bién.

Me gusta cambiarme mirandome en el espejo para ver lo que mi marido verá e imaginar cuanto se va a excitar. Antes de cambiarme, mirandome en el espejo me empiezo a dilatar el ano, me encanta ese momento, notar como entra y sale por detras pensando en que después lo que entrará será mas grande e irá mas rápido, mmm.

Después de dilatarlo me pongo el plug anal para que se mantenga el ano dilatado y también me sirve para mantenerme muy caliente.

Cuando ya tengo el ano preparado voy a buscar a mi marido con el lubricante en la mano, es muy importante para disfrutarlo los dos.

Tenemos una cama muy cómoda en el jardin, él se suele poner alli, así que voy para alli y me desnudo delante de el. Me encanta cuando no se espera que yo tenga el ano ya preparado y con el plug anal dentro. Se pone tan cachondo que no puede esperar y empieza a hecharme todo el lubricante encima y a jugar con mi ano.

Me encanta esa sensación cuando empieza a meter y sacar el plug anal, solo pienso en empezar a chuparle el pene y eso es lo que hago en cuanto me deja, además tengo mucha práctica y me meto su pene muy adentro hasta la garganta.

Cuando él ya está muy caliente empieza a penetrarme el ano muy lentamente, yo me pongo encima de su barriga boca arriba y el debajo también bocarriba, me sujeta con las piernas abiertas y me penetra el ano una y otra vez. Su pene es muy largo, me encanta sentir cada embestida muy adentro. Cada vez que me folla me deja el ano dilatado como 3 o 4 centimetros. Me excita ver mi ano así de dilatado.

También me encanta cuando me chupa el coño, lo hace con mucha delicadeza pero con intensidad, me pone bocarriba y abre mis piernas para dejar accesible mi coño, después empieza a chupar alrededor de mi clítoris, hasta que ya estoy muy cachonda y me succiona el clitoris con mucha intensidad.

Provamos varias posturas, primero la postura a cuatro patas en la que yo me arqueo la espalda y el de cuclillas me penetra una y otra vez por el ano. Después yo tumbada boca arriba con las piernas abiertas y en alto, y el de pié enfrente penetrándome por detrás, lo que me gusta de esa postura es que puedo sujetarme los gluteos separados para que el vea lo dilatado que tengo el ano, se que eso le excita mucho.

Después de penetrarme con todas las posturas posibles, lo que a él le gusta y a mi tambien es correrse encima mio. Como me gusta sentir el semen caliente encima.

Deja un comentario sobre el vídeo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.